A pesar de haber caído en la fase de grupos contra Brasil, Argentina se recuperó para derrotar al mismo rival en la final del Sudamericano de Sevens que organizaron Sudamérica Rugby y Chile Rugby en el Estadio Elías Figueroa Brander de Valparaíso con la participación también del equipo local y Uruguay.

Los argentinos viajaron con un equipo fortísimo, incluyendo a todas las figuras habituales del HSBC World Rugby Sevens Series, y varios juveniles. Tras derrotar a Uruguay 53 a 0, cayeron 19 a 10 ante Os Tupis, que en el arranque del torneo habían empatado en 12 puntos con Los Cóndores de Chile.

Tanto argentinos como brasileros terminaron la primera jornada con amplios triunfos – 50 a 12 ante Chile para los primeros y 45-0 ante Uruguay para los segundos.

"Pudimos poner a los dieciocho jugadores en cancha, algo muy importante,” dijo el ex recordman del circuito mundial Gómez Cora, al finalizar la primera jornada.

“Veníamos a descargar y a jugar en este año feo, horrible, que trajo esta pandemia. Los chicos querían jugar y de alguna forma, queríamos empezar el año haciéndolo".

En condiciones de control sanitario en el estadio y el evento, Gómez Cora agregó: "Somos unos privilegiados, con esta situación en el mundo, con poder tener la posibilidad de jugar".

"Perdimos con Brasil y esa derrota nos dolió y mucho, así que ahora nos queda revisar y corregir aquello que no hicimos bien en el Día 1, ajustar detalles, consolidar conceptos y a seguir disfrutando el jugar, que es lo que más nos gusta y hace felices".

Brasil quedó clasificado en primer lugar, seguido de Argentina, Chile y Uruguay.

Por ello, en la primera semifinal, los brasileros con todas figuras de su seleccionado de quince, pudieron con Uruguay, mientras que Argentina dio cuenta de Chile.

Los chilenos pudieron quedarse con el triunfo por el tercer puesto ante los uruguayos por 31 a 5.

En el partido final, la experiencia del equipo que conduce Santiago Álvarez y que tuvo en el pequeño Mateo Carreras como Mejor Jugador del Torneo, pudo con los brasileros en una entretenida final por 26 a 14.

Gastón Revol, sin dudas el más experimentado de los jugadores sudamericanos en el seven, dijo: "Estamos todos muy agradecidos de poder haber jugado antes de fin de año después de tanto tiempo. Somos unos privilegiados. Todos los participantes lo somos. Ha sido un gran fin de semana de competencia".

"En lo deportivo, faltan ajustar cosas, si bien hemos podido hacer un buen trabajo. El objetivo de este torneo era empezar a ganar ritmo de juego y en eso, objetivo cumplido. Las conclusiones reales y la evaluación la haremos un poco más adelante, cuando empecemos a trabajar ya si, con la vista puesta en los objetivos del 2021".

Los argentinos ya clasificaron a los Juegos Olímpicos. Brasil y Chile esperan el momento de competir por la última plaza disponible para Tokio 2020.

El capitán de Os Tupis, el muy experimentado Moisés Duque dijo: "Orgulloso. En primer lugar, eso. Por la región, por haber podido organizar un torneo y también, lo principal como para transmitir, es que cuando se trabaja duro, cuando se hace responsablemente todo y sobre todo como región, insisto, el resultado deportivo queda un poco de lado en este contexto de trabajo grupal que es lo que hay que destacar por encima de todo".